Jorge Torres Ortega, candidato a rector: “Por una Universidad del futuro. Excelencia, sostenibilidad y bienestar”

Fuente: https://usach.cl

“Trabajaremos por una Universidad del futuro que esté al servicio de las personas y del mundo académico. Que cuente con una gestión financiera y organizacional flexible, profesionalizada, con menos burocracia, y pertinente a las distintas experiencias laborales y humanas de quienes integramos esa comunidad. Para ello, desarrollaremos un nuevo tipo de gobierno universitario: ágil, visionario y con competencias probadas, donde todas y todos podamos crecer en nuestros talentos individuales y colectivos. Te invitamos a ser parte de este proyecto”, sostiene Torres.

-¿Por qué desea transformarse en el próximo rector de la Universidad de Santiago de Chile?

-Porque tengo un compromiso absoluto con el fortalecimiento de la educación estatal y creo que debemos recuperar ese viejo y permanente sueño de ser el principal motor de movilidad social, generadores de conocimientos para transformar vidas, aportando con saberes al desarrollo económico, social y cultural del país. 

Además, soy un agradecido de esta Universidad porque fue la Casa de Estudios donde me formé, donde tuve la oportunidad de desarrollarme profesional y académicamente, y donde encontré un espacio para aportar al mejoramiento institucional.

Durante mis años como docente y prorrector construí sólidos lazos con un gran y diverso equipo de académicas y académicos, con quienes hemos trabajado en un diagnóstico crítico, del cual nació el programa que ustedes ya conocen. Han sido muchas horas de intercambiar experiencias, en diálogos transversales y donde se me ha confiado la tremenda tarea de ser futuro rector. 

-¿Cómo es la Universidad pública con la que usted sueña y cuáles son los principales postulados de su campaña?

-Respondo en plural porque soy parte de un grupo que sueña con una Universidad transparente y ágil, que permita concentrarnos en nuestros objetivos históricos: formar profesionales, generar conocimiento e innovación, arte, cultura y promover la reflexión crítica. 

Soñamos una Universidad que sea capaz de ajustar su modelo educativo para renovarnos permanentemente, que permita a su cuerpo académico desarrollar carreras diversas, sin que ello implique la competencia entre docencia, investigación, innovación o vinculación con el medio. Sabemos que para lograr este sueño, debemos promover nuevas formas de hacer Academia y, en esa lógica, tienen sentido nuestros principios centrales de excelencia, sostenibilidad y bienestar.

En un mundo y en un país que vive rápidas y profundas transformaciones, no sólo tenemos que ser capaces de adaptarnos, sino que adelantarnos a dichos cambios. Para eso soñamos una Universidad responsable, sustentable, equitativa, descentralizada y con gestión eficiente. 

-¿Qué medidas propone para avanzar en excelencia académica y en el fortalecimiento de la docencia e investigación en nuestro Plantel?

-Por una parte, avanzar en un rediseño del modelo educativo que permita la formación de profesionales integrales, innovadores y con sensibilidad social. Para ello trabajaremos por dar flexibilidad curricular, mejorar la articulación entre programas, fortalecer la infraestructura y crear sistemas de gestión más eficientes. 

Vamos a potenciar una política sostenible de investigación que sea pertinente a los requerimientos contemporáneos. Queremos atraer nuevos talentos, promover nuevas formas de financiamiento y asegurar condiciones para que dicha investigación impacte en el entorno.  

Además, articularemos la docencia y la investigación para que el conocimiento que se genera impacte directamente en la formación estudiantil. También aumentaremos la planta académica, y redefiniremos la política de incentivos a la investigación para que reconozca nuestra heterogeneidad disciplinar y tribute a los programas de postgrado, educación continua y vinculación con el medio. 

-¿Cómo proyecta su candidatura el trabajo que debe realizar nuestra Universidad en materia de equidad de género y participación?

Estos temas son relevantes, porque siempre habrá espacio para la mejora y la transformación que los actuales tiempos demandan. En materia de equidad, contamos con una política reciente que deriva del esfuerzo de un gran equipo. Debemos avanzar y continuar siendo un ejemplo en la implementación y mejora de las iniciativas. En este sentido, trabajaremos por la incorporación transversal del enfoque de género en todas las áreas misionales, implementando políticas más eficientes para reducir las brechas en investigación, transformando las modalidades laborales para conciliar mejor la vida familiar y profesional, entre otras acciones.

En la participación tenemos mucho que avanzar porque debemos transformar nuestra cultura política, ampliar el contenido y las prácticas para que sea efectiva. Más allá de disponer el derecho a voto, hay que repensar las formas en que se resuelven los conflictos, se constituyen los cuerpos colegiados y las dinámicas institucionales de toma de decisiones. 

-¿Cuáles son los principales desafíos que usted vislumbra para la Usach en los próximos cuatro años?

-Debemos transformar nuestras formas de gestionar la Universidad, de realizar docencia e investigación, de vincularnos con el medio y de desarrollar nuevas y diversas formas de cooperación internacional. Sabemos que esto no se logra de un día para otro, pero el reciente logro de la máxima acreditación institucional obtenida nos motiva y nos obliga a consolidar la excelencia en todos los ámbitos.

Debemos readecuar nuestras formas de trabajar, centrándonos en el cumplimiento de objetivos, posibilitando el teletrabajo y avanzando a una mejor distribución de labores para conciliar adecuadamente el trabajo con los espacios de desarrollo personal y familiar. 

Finalmente, y considerando las demandas del actual contexto sociopolítico de nuestro país, la Universidad no debe ser sólo un espectador sino que debe promover y liderar los cambios necesarios para potenciar una ciudadanía crítica, más responsable de lo colectivo, con el medio ambiente, con la tolerancia y el respeto a la diversidad. 

Construyamos juntos una universidad del futuro, escríbenos tus aportes y comentarios: